La pandemia sigue su curso desde fines de 2019, el escenario político nacional es incierto, hay una gran volatilidad en precios de insumos, tales como concentrados, fertilizantes, combustibles e insumos agrícolas en general, el precio de la leche pagado a nivel nacional aumentó en un 4,8% en relación al año 2020, pero la sequía de inicios del año 2021 y el aumento en el costo de los insumos hizo que el sector se comprimiera, a diferencia de lo mostrado en el año 2020.  

En este escenario, según ODEPA la recepción de leche en Chile disminuyó en 0,3% con respecto al año 2020, alcanzando los 2.275.379.460 litros. Las regiones lecheras por excelencia, Los Ríos Y Los Lagos, aumentaron su recepción anual en un 0,9%, y en dónde particularmente Los Ríos aumentó en un 2,9% influida por el aumento en la recepción de Colun de 3,1%.En el caso de los productores que llevan gestión en Colun, estas fueron 120 lecherías las que representan casi el 40% de la recepción de leche de Colun, y un 11,7% de la recepción nacional con un aumento sostenido a través de los años, tal y como se aprecia en la figura 1.

Figura 1: Participación base de datos de gestión sobre el total de leche recepcionado por Colun

Indicadores de éxito o palancas de cambio: La mejor forma de explicar cuáles son los indicadores de éxito en la lechería, es entender el diagrama que se presenta en la figura 2, dónde se muestra que los principales componentes del margen por hectárea son: Litros/ha (rendimiento) y Margen por Litro (diferencial Ingreso- costo).

Figura 2: Diagrama de obtención del margen neto por hectárea.

En base al diagrama anterior se analizaron los datos promedio de la base y los datos del 25% de lecherías con mayor rentabilidad, en el Cuadro 1. Se tiene que los de mejor rentabilidad tienen 2,62 vacas/ha, lo que es un15% mayor al promedio de la base, poseen más superficie regada que el grupo promedio (casi el doble). La productividad por vaca ordeña es un 6% mayor, con mejores sólidos y un consumo muy similar de concentrado por vaca. Ya sea por gestión propia u oportunidad, lograron comprar concentrado a un precio más competitivo, y produjeron un 24% más de leche por hectárea.

Cuadro 1. Indicadores productivos promedio y 25% mejor rentabilidad.

Los sólidos por hectárea llevan el mismo comportamiento de los litros por hectárea, pero ya que hubo una suma de solidos mayor, los kilos de sólidos/ha fueron un 25,6% más que en el grupo promedio. Por el lado de la mano de obra si bien usan cantidad de mano de obra similar los litros por trabajador son un 15% mayor; y en cuanto a lo gastado en fertilizantes no hay diferencias en el gasto en ambos grupos, esta similitud puede tener variadas causas, pero con diferentes resultados; se fertiliza más eficientemente y con análisis de suelos; se fertiliza en mejor época y por lo tanto se logra mejor rendimiento de forraje; al tener más riego, el fertilizante se usó para mantención de praderas ya establecidas en mayor proporción que para establecer nuevas praderas.

Tanto el consumo de concentrado, como la cantidad de mano de obra y el gasto de fertilizante/ha indican una cosa muy importante; que invirtiendo más o menos los mismos recursos, la eficiencia productiva del grupo de mejor rentabilidad es mejor, y eso solo puede tener una consecuencia; menores costos y por lo tanto un mejor margen por litro y por hectárea

¿Qué ocurrió con los costos de producción?

Es bueno dejar en claro de qué hablamos cuando se habla de costos de producción. Los costos de producción son aquellos necesarios para poder lograr producir nuestro producto primario, en este caso la leche, y además se consideran en ellos los gastos de administración y venta; por lo tanto cuando hablamos del costo de producir un 1 litro de leche, nos referimos a los Costos Operacionales más los Gastos de Administración y Ventas (GAV); o mejor dicho, al referirnos a Margen neto, nos referimos precisamente al EBIDTA, Utilidad neta o Resultado operacional (Figura 3).

Figura 3: Determinación del margen neto

Habiendo hecho esta aclaración es que se presentan los costos del grupo promedio versus el 25% de mejor rentabilidad, en la Figura 3.

Figura 3: Costos de producción como porcentaje del ingreso del litro de leche

n cuanto a los costos vemos que finalmente el grupo promedio tuvo costos que fueron un 84,3% del ingreso por litro obtenido y el grupo de mejor rentabilidad un 72,5% lo que en consecuencia le permitió marginar por litro el 27,5% de su ingreso. Los costos de mayores diferencias se encuentran en todos aquellos que tienen un gran componente de costo fijo; producción de forrajes, mano de obra, reposición y crecimiento, gastos de administración y ventas (GAV). No así en concentrados, ya que el consumo promedio por vaca es similar, pero aquellos con componente fijo se ven muy influenciados por el rendimiento de leche por hectárea, ya que diluyen más sus costos.

Es entonces como como el mayor rendimiento por hectárea y el mejor margen por litro se combinan para generar un buen margen por hectárea

Figura 4: Margen por hectárea de lechería, lecherías usuarias de gestión

En conclusión, los indicadores claves que permitieron el éxito al 25% de mejor rentabilidad se plasman en la Figura 5.

Figura 3: Costos de producción como porcentaje del ingreso del litro de leche

Al analizar el grupo de mejor rentabilidad se tiene:

• Mayor carga animal y mayor superficie de riego.

• Mayor producción/vaca.

• Mejores solidos

• Mayor rendimiento de leche por hectárea

• Precio similar al resto del grupo, sin diferencias significativas

• Menores costos

• Y por lo tanto mejor utilidad/ha.

El Control de gestión le ayuda hacer diagnósticos de su empresa, proyectar escenarios y por supuesto tomar decisiones que impacten positivamente en sus resultados, lo anterior siempre depende de información fidedigna y de calidad que permitirá tomar las mejores decisiones para su empresa lechera.

Cualquier consulta no dude en acercarse a los profesionales del departamento de Gestión del área de Agroservicios, ellos responderán sus dudas.

 

Acerca del autor(es)

Virginia Silva Astudillo

Ingeniero Agrónomo
Área Agroservicios
COLUN