AGROCOLUN | Edición 63 | Inversiones en Tiempos de Crisis

En escenarios cambiantes y coyunturas desafiantes como la que estamos viviendo actualmente, la planificación constituye una herramienta clave en los sistemas de Control de Gestión, ya que la administración de la empresa requiere de manera fundamental planificar y controlar las actividades, esta es una de las funciones más importantes de un administrador o propietario.

Una buena planificación en la fase de emprendimiento o de un negocio ya en marcha puede marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso de este. Quien está detrás del proyecto a implementar o del funcionamiento del negocio debe asegurarse de tener recursos suficientes para operar de la mejor forma y también para poder hacer frente a posibles necesidades económicas accesorias. Para ello, nada mejor que contar con un plan de inversiones.

Qué es un plan de inversiones

Es un modelo o guía a seguir. El objetivo fundamental es hacer un listado de todas las inversiones que son necesarias y se tienen en carpeta realizar en el corto, mediano y largo plazo. Con este listado hacer una priorización de ellas para saber realmente cuales son las imprescindibles para el funcionamiento del predio o proyecto. El siguiente paso es valorizarlas para luego saber cuál será el impacto real tanto en costo como en el beneficio que nos traerá hacer esa inversión, y teniendo esto claro, hacer un ranking de ellas para en cuanto a importancia y fecha de realización

Hay al menos 3 tipos de planes de inversión (esto en el caso de una empresa que ya está operando):

Plan de inversión de reemplazo: cuando es necesario cambiar un activo de la empresa por otro que lo sustituya (tractores o equipos).

Plan de inversión de racionalización: supone hacer un ajuste entre los ingresos y los gastos a través de una inversión que implique un ahorro de costos (Por ejemplo: Alimentación inteligente que nos permitiría hacer el uso de concentrado más eficiente, o instalar una red de agua, para evitar acarreo de agua a los potreros, permitiendo ahorro de tiempo y combustible).

Plan de inversión de expansión: cuando para que el negocio siga creciendo es necesario invertir en nuevos activos (compra de vaquillas preñadas para apurar el crecimiento de la lechería).

AEG Nutrición - TitanHorse

El plan de inversiones en el plan económico-financiero

El funcionamiento de una empresa, cualquiera sea su naturaleza requiere de mucha planificación y de detallarlo todo por escrito para poder tomar mejores decisiones. El plan de inversiones no es sino una de las partes que integran el plan económico-financiero, que a su vez forma parte del plan de empresa.

En el Cuadro 1 se muestra de manera muy sencilla lo que puede ser un plan de inversiones, si el nivel de urgencia coincide con el nivel del beneficio a obtener, esas inversiones toman los primeros lugares en la lista de prioridades. Por eso es importante sentarse y pensar muy bien en lo que realmente necesito y cuáles serán sus beneficios dentro de mi empresa.

AGROCOLUN | Edición 63 | GESTIÓN
Cuadro 1: Ejemplo de plan de inversiones en un negocio lechero

El plan de inversiones permite hacerse rápidamente una idea de la cantidad de dinero que hay que gastar, mientras que el plan económico-financiero determina cómo se van a cubrir las necesidades de financiación, es decir, si la inversión se puede realizar con recursos propios o es necesario pedir financiamiento externo.

El plan de inversiones a nivel particular

El plan de inversión también se puede aplicar a la hora de examinar las diferentes alternativas para hacer crecer los ahorros. En este caso su finalidad es funcionar como una especie de guía para que las inversiones presentes y futuras sean lo más rentables posible.

Para ello es necesario que la persona que toma las decisiones en una empresa o negocio agropecuario, evalúe primero su situación personal, puesto que el perfil puede cambiar según se trate de una persona joven o de alguien de más edad, si es un negocio familiar es muy importante tener en cuanta si hay una sucesión o nuevas generaciones que continúen la empresa familiar, sobre todo en el caso de inversiones de gran envergadura.

AGROCOLUN | Edición 63 | GESTIÓN

También hay que tener en cuenta la situación financiera actual y cuánto dinero se tiene disponible para invertir. En este sentido, es fundamental fijarse un presupuesto y también determinar el riesgo que se está dispuesto a correr.

El plan no estará completo si no se han fijado unos objetivos concretos para las inversiones y un plazo para conseguirlos. Es decir, la inversión me ayudara a llegar a una meta concreta (ya sea de productiva o de calidad) en un plazo determinado. Una vez que se tiene toda esta información resulta mucho más sencillo examinar las diferentes opciones de inversión y escoger las más adecuadas.

Ya sea a nivel de una gran empresa o de una pequeña, un plan de inversiones es fundamental para asegurarse de que se va a conseguir rentabilidad a cambio del dinero que se va a poner en juego con cada una de las inversiones que se haga.

Ante cualquier consulta no duce en acudir a los profesionales de Agroservicios.

Acerca del autor(es)

Ingeniero Agrónomo
Área Agroservicios
COLUN