AGROCOLUN 60 | Conservación de Ensilaje de Pradera | Nutrición
Some alfalfa rolls lit by the sun, at a farm outside of San Ramon, Canelones, Uruguay

Las formas más utilizadas para la conservación de forrajes utilizada en el sur de Chile son la henificación (proceso a base de deshidratación), y el ensilado (proceso a base de fermentación).

En este siguiente artículo nos enfocaremos en la conservación de ensilaje y el proceso de ensilado de forraje del periodo, ya que es el proceso más utilizado en producción de leche.

CONSERVACIÓN DE ENSILAJE DE PRADERA

Debido a que las tasas de crecimiento de las praderas del sur de Chile presentan una marcada estacionalidad, teniendo un explosivo crecimiento en los meses de primavera llegando a producir más de 60% del total en solo 3 meses, y en contraste, existen periodos del año en donde la tasa de crecimiento es baja en los meses de invierno y verano dependiendo de la localidad. El excedente de producción de los meses de primavera debe ser conservado para suplir la escasez de alimento en otros periodos. 

Como el ensilaje tiene una gran importancia en la dieta de las vacas lecheras durante gran parte del año, debemos enfocarnos en obtener una materia prima de buena calidad (pradera), y realizar el proceso de fermentación de la mejor manera posible, para obtener un alimento de calidad, de esta manera bajaremos costo de producción y será más fácil balancear raciones.

A continuación, compartimos el resultado de análisis de ensilajes de pradera realizados en el laboratorio de forrajes de Colun, divididos 2 periodos (2014-2017 v/s 2018-2021), para ver si hemos mejorado en nuestros manejos de conservación de forraje respecto al periodo anterior.

A continuación, en los cuadros 1 y 2 observamos el resumen de los 2 periodos, divididos por categorías (bolos y parva):

AGROCOLUN 60 | Conservación de Ensilaje de Pradera | Nutrición
CUADRO 1 Y 2. RESUMEN DE PRINCIPALES PARÁMETROS DE ENSILAJES DE PRADERA, EN 2 PERIODOS (2014-2017 Y 2018-2021), POR CATEGORÍA (BOLOS Y PARVA).

Podemos concluir de los resultados presentado en las tablas anteriores que no hemos mejorado en ningún parámetro nutricional, a excepción de una leve mejora en la concentración de azucares WSC en el caso de los bolos.

El parámetro que tuvo una mayor variación en ambos casos fue la proteína soluble %PC, la cual disminuyó un 32% en el caso de los bolos y 22% para silos tipos parva, respecto al periodo anterior. Una de las causas puede atribuirse a disminuciones en las fertilizaciones nitrogenadas o menores eficiencias de estas. 

A continuación, analizaremos de forma individual de los principales para metros de importancia en la confección de forrajes.

En las Figuras 1 y 2, para el porcentaje de materia seca de ambas categorías (parva y bolos), observamos lo siguiente:

AGROCOLUN 60 | Conservación de Ensilaje de Pradera | Nutrición
FIGURA 1 Y 2: PORCENTAJE DE MATERIA SECA DE ENSILAJE DE PRADERA (2014-2017 Y 2018-2021).

En la Figuras 1 y 2 podemos ver el rango óptimo para lograr una buena fermentación, el cual está entre 40 y 50% materia seca, tal como lo indica el rectángulo verde. Rangos inferiores al rango propuesto no logran concentrar los azúcares en la planta para obtener una buena fermentación y sobre 50% de MS puede limitar el consumo voluntario por parte del animal en caso de aportar altas cantidades.

Actualmente, solo el 31% del total de los ensilajes (parva + bolos), está por sobre el óptimo del 40% de MS, en el caso de los ensilajes tipo parva solo 25% cumplen con el rango óptimo propuesto y en el caso de los bolos el 40% de las muestras. 

Para mejorar el contenido de materia seca de los ensilajes y en forma indirecta concentrar los azucares para una correcta fermentación de los ensilajes hay que corregir el pre marchitamiento del pasto cortado lo que se puede conseguir a través de las condición meteorológicas del día de corte, y de preferencia realizar los cortes posterior al medio día, elegir segadoras con acondicionador, aumentar la frecuencia de “pateos” del pasto comenzando con esta labor no más allá de 2 horas posterior al corte.

En las siguientes figuras 3 y 4, podemos observar el porcentaje proteína cruda de ambos periodos, indicador principal de los diferentes parámetros nutricional de los ensilajes de pradera. Si consideramos como meta que los ensilajes deben estar sobre 15% de proteína cruda para ser considerados de buena calidad (valores dentro de recuadro verde), en el periodo 2014-2017 el 50% de los ensilajes lo alcanzaron, y en el periodo 2018-2021 solo un 37%, por lo tanto, hemos empeorado.

AGROCOLUN 60 | Conservación de Ensilaje de Pradera | Nutrición
FIGURA 3 Y 4: PORCENTAJE DE PROTEÍNA CRUDA (%PC), EN ENSILAJE DE PRADERA (2014-2017 Y 2018-2021).

Para obtener un alto contenido de proteína e los ensilajes de ballica es clave tener una materia prima (pasto), de alta calidad. Esta calidad es dependiente de la variedad de ballica, pero más importante el momento del corte buscando un alto porcentaje de hoja. 

Otro factor clave es que los rezagos no superen los 60-70 días, entre la fecha de rezago del potrero y corte. Además, es importante la fecha de corte, donde los ensilajes confeccionados en los meses de octubre son mejores que los de noviembre y los de noviembre mejores que los de diciembre, esto nos invita a rezagar en los meses de agosto – septiembre para estar cortando en los meses de octubre – noviembre. 

En la Figuras 5 y 6, podemos observar el parámetro aFDNmo de ambos periodos. Este parámetro nos indica el contenido de fibra del alimento. Si es que los niveles superan el 45% nos indica que es un alimento de baja calidad nutricional y nos limitará el consumo y producción de leche.

En el periodo 2018-2021  solo un 46% de las muestras están por debajo de 45% de aFDNmo.

AGROCOLUN 60 | Conservación de Ensilaje de Pradera | Nutrición
FIGURA 5 Y 6: PORCENTAJE DE FIBRA DETERGENTE NEUTRO (AFDNMO), EN ENSILAJE DE PRADERA (2014-2017 Y 2018-2021).

Para evitar tener altos niveles de aFDNmo en los ensilajes debemos realizar el corte de pradera con un alto porcentaje de hoja. Al cortar pasto con alta presencia de tallo o ya espigado, tendremos un al to contenido de fibra (aFDNmo).

A continuación, en los Cuadros 3 y 4, presentamos parámetros fermentativos que evalúa como se realizó el proceso de conservación. Para una buena conservación buscamos que el proceso genere una gran cantidad de ácido láctico para conservar de mejor forma la materia prima inicial (pradera).

AGROCOLUN 60 | Conservación de Ensilaje de Pradera | Nutrición
CUADROS 3 Y 4. RESUMEN DE PRINCIPALES PARÁMETROS FERMENTATIVOS DE ENSILAJES DE PRADERA, EN 2 PERIODOS (2014-2017 Y 2018-2021), POR CATEGORÍA (BOLOS Y PARVA).

Solo en categoría bolo hubo un aumento de ácido láctico respecto al periodo anterior. En el caso de ensilaje tipo parva vemos que hemos bajado en este parámetro, por lo tanto, debemos concentrarnos en mejorarlo ya que es el tipo de fermentación al cual debemos apuntar para conservar la calidad original del alimento, evitando pérdidas. Un 67% de las muestras analizadas cumple con los parámetros propuestos, ya que está sobre 3% de ácido láctico.

Cuando los niveles de N-Nh3 son altos, tenemos ensilaje “hediondos”, debido al alto nivel de amoniaco, lo que finalmente repercute en bajo consumo y, por lo tanto, menos producción. En periodo 2014-2017 solo un 25% de las muestras estaban dentro de límite, actualmente 46% cumplen con el parámetro. 

En las Figuras 7 y 8, podemos observar el porcentaje de ácido láctico en las muestras de ensilaje de pradera. Para considerar una buena fermentación este parámetro debe ser mayor a 3%.

Actualmente el porcentaje de muestras que están por sobre el límite propuesto es de 67%.

AGROCOLUN 60 | Conservación de Ensilaje de Pradera | Nutrición
FIGURAS 7 Y 8: PORCENTAJE DE ÁCIDO LÁCTICO ENSILAJE DE PRADERA (2014-2017 Y 2018-2021).

Respecto al ácido butírico, lo deseable es que sea menor a 0,15%. En caso de ser superior refleja una mala fermentación, por lo tanto, un alimento que ha perdido mucho potencial respecto a su estado inicial cuando fue ensilado.

AGROCOLUN 60 | Conservación de Ensilaje de Pradera | Nutrición
FIGURAS 9 Y 10: PORCENTAJE DE ÁCIDO BUTÍRICO ENSILAJE DE PRADERA (2014-2017 Y 2018-2021).

Las Figuras 9 y 10, nos muestran que en ambos periodos hay muchas muestras que superan el límite de 0,15%. Actualmente solo un 15% del total de las muestras están bajo el rango límite, por lo tanto, debemos trabajar para obtener el tipo de fermentaciones deseados. 

Para lograr mejor fermentación debemos enfocarnos en concentrar de mejor forma el azúcar presente en la planta, tratando de lograr un 40-50% de MS. Otro punto a considerar es no contaminar la materia prima con tierra durante el proceso de cosecha (corte, pateado, hilerado y cosecha), ya que corremos el riesgo de incluir bacterias no deseadas para el correcto proceso de fermentación, tales como Clostridium, lo que lleva a una fermentación butírica, perjudicando el nivel proteico de ensilaje.

EFECTOS PRODUCTIVOS EN VACAS LECHERAS AL UTILIZAR ENSILAJES DE BUENA vs. MALA CALIDAD

Finalmente, para poder dimensionar el impacto productivo de ofrecer un ensilaje de alta v/s baja calidad ingresamos la siguiente información a un software para formular raciones de vacas lecheras, baja condiciones invernales promedio en el sur de Chile:

AGROCOLUN 60 | Conservación de Ensilaje de Pradera | Nutrición
CUADRO 5. COMPOSICIÓN NUTRICIONAL ENSILAJE ALTA CALIDAD Y BAJA CALIDAD USADO EN ENSAYO.

Alimentos expresados en kg MS/vaca/día:

La dieta base fue la misma en ambos casos,  solo variamos la calidad de ensilaje de pradera (alta y baja calidad), observando una diferencia de 1,9 litros/vaca/día.

CONCLUSIONES:

Existe una gran variabilidad de resultados en todos los parámetros en ambos periodos y categorías analizadas.

Debemos enfocarnos en tener una materia prima de alta calidad (pradera).

 Tener materia prima de alta calidad no nos asegura tener un alimento de alta calidad. Debemos lograr una buena fermentación (tipo láctico), para mantener la calidad lo parecido a la materia prima cosechada.

Hemos avanzado levemente en algunos parámetros y retrocedido en otros respecto al periodo anterior, especialmente en proteína soluble %PC.

Debemos acercarnos al rango óptimo de %MS para tener una buena fermentación y bajar el aFDNmo para no limitar consumos de MS.

En general, debemos enfocarnos en producir materia prima de mejor calidad y conservarla de mejor forma para aumentar producción de leche y bajar los costos.

RECOMENDACIONES:

Materia prima debe tener alrededor de 60 días de rezago al momento de ser cosechada.

Comenzar con rezagos de manera de tener cosechas de forraje tempranas (primera quincena de octubre dependiendo de la localidad).

Posterior a corte no dejar pasar más de 1-2 hora para “patear” el pasto, de esta manera evitamos pérdidas excesivas de nutrientes. 

Apostar por más cortes por temporada buscando ensilar calidad y no cantidad.

Ensilar cuando la materia prima esté en el rango de materia seca óptimo.

Compactación de ensilaje para eliminar presencia de oxígeno, por lo tanto, velocidad de llenado en el caso de ensilaje tipo parva y tamaño de picado es fundamental.

A pesar de tener más conocimientos sobre el proceso de ensilado, mejores maquinarias y buenas alternativas de aditivos para mejorar la fermentación no hemos logrado dar un salto sustantivo en el proceso de conservación de forraje.

Acerca del autor(es)

Andrés Hinostroza R.

Ingeniero Agrónomo
Área Agroservicios Colun
andres.hinostroza@colun.cl