Fijando Objetivos para mi Sistema de Crianza

0
424

Es común en las lecherías tener problemas para que nuestro rebaño crezca a partir de la crianza propia. Gran parte de las veces no somos conscientes de que el problema no radica en la eliminación de las vacas sino que tenemos problemas con la crianza de nuestra reposición; no contamos con las vaquillas necesarias para reponer las vacas que normalmente se eliminan en un sistema lechero ya sea por enfermedad, muertes (ojala las mínimas posibles) o porque nuestras vacas ya cumplieron su vida productiva y es necesario sacarlas del sistema lechero. Llegados a este punto debemos preguntarnos cómo lo estamos haciendo en nuestro sistema de crianza, pero para evaluarnos debemos conocer cuales son las metas que rigen internacionalmente. A continuación, presentamos algunos de los objetivos más relevantes y cómo poder alcanzarlos.

1. OBJETIVOS AL PARTO

Alrededor del parto, los manejos que realicemos son determinantes para la productividad de la vaca en su próxima lactancia y la sobrevida del ternero los primeros días de vida, es por eso que, el contar con registros y analizarlos resulta clave para establecer metas.

a) De la vaca. Es inevitable que eventos indeseados alrededor del parto (Distocias, abortos y mortalidad al parto), lo que no significa que no le prestemos especial importancia cuando estos se encuentran por sobre los rangos esperados (CUADRO 1). Si vemos que los rangos de eventos indeseables al parto están por sobre lo esperado, tenemos que evaluar desde el sistema sanitario de nuestro plantel, hasta que las dosis de semen que estamos usando es la adecuada para el tipo de vacas.

b) Sobrevida de los terneros. Siguiendo la línea de lo que revisamos en ediciones anteriores, es importantísimo asegurarnos la toma de calostro en la cantidad y calidad adecuada, y es por eso que se recomienda que, dentro de las primeras 6 horas de vida, el ternero debe que tomar al menos un 10% de su peso (4 litros en ganado Holstein) de calostro de excelente calidad para asegurar la sobrevida dentro de los primeros días de vida.

c) Evaluación de calidad de calostro. Es por eso, que la toma de calostro es un punto crítico dentro de nuestro sistema de crianza, por lo tanto, evaluar la calidad tanto en su aporte de inmunidad (% BRIX) cómo en su calidad higiénica (UFC) resulta imprescindible. En el caso de la calidad inmunológica se puede hacer una prueba de campo, muy sencilla (como lo vimos en la edición pasada de calostro), no así con la calidad bacteriológica, que requiere de un laboratorio especializado, como el que se encuentra disponible en COLUN. Si tenemos problemas en estos parámetros es importante que evaluemos la alimentación y manejos de las vacas preparto, además de revisar que el proceso de extracción de calostro se realice de manera higiénica y se almacene de forma correcta.

d) Evaluación de toma de calostro en terneros. Para evaluar que el proceso de toma de calostro está haciéndose de manera correcta, existe una prueba de campo, donde se extrae sangre del ternero y se evalúa el suero. Este examen lo puede realizar el personal a cargo de la ternerera y otorga una valiosa información acerca de los manejos que tenemos en el campo. Se puede medir en %BRIX (en este caso la meta es obtener un 80% de los terneros con resultados por sobre el 10% BRIX) con el mismo refractómetro que se usa para el calostro o con un refractómetro más específico de proteínas séricas (la meta es obtener un 80% de los terneros con sobre 5,5g/dL).

e) Infecciones del ombligo. Otro indicador de que estamos realizando buenos manejos al parto es la cantidad de infecciones y enfermedades asociadas a la desinfección del ombligo (ver foto). Para corregir este problema, es importante conocer y repasar los procedimientos de higiene y cuidados al parto, además del uso del producto adecuado (se recomienda tintura de yodo al 6,5%).

CUADRO 1: OBJETIVOS ASOCIADOS AL PARTO

2. OBJETIVOS EN TERNERERA

En términos simples, lo que queremos en las ternereras, es ganar la mayor cantidad de peso posible, transformar a los terneros en rumiantes rápidamente y evitar las enfermedades y la mortalidad. (CUADRO 2)

a) Ganancia de peso: Para asegurar una buena ganancia de peso, hay que considerar un sistema de alimentación que cubra las necesidades básicas de los terneros y les permita crecer al ritmo que nosotros queremos. Como existe gran variedad de razas, poner una meta de ganancia diaria de peso (GDP) standard es bastante complicado, pero si se esperaría que para un ganado de tamaño medio (vacas de 7.000 kilos por lactancia, en un sistema pastoril mixto), tener ganancias de peso en todo mi periodo de crianza mayores a 700 gr. Otro punto de control para evaluar nuestro desempeño en las ternereras es destetar con el doble del peso del nacimiento, para saber esto es necesario tener registros confiables y hacer pesajes periódicos. El departamento comercial de COLUN, en conjunto con profesionales nacionales e internacionales, han sido desarrollado líneas de alimentación para el periodo de crianza ajustadas a las realidades de los cooperados, precisamente para alcanzar estos objetivos en la realidad de nuestra zona.

CUADRO 2. OBJETIVOS ASOCIADOS A LOS PRIMEROS 60 DIAS DE VIDA

b) Transformar terneros en rumiantes: El paso de animales “en leche” a “pastoreo” es muy importante, ya que la base de la nutrición de animales adultos es la pradera, por eso la correcta transición y adaptación en este periodo es muy importante. En este punto es clave el consumo de concentrado, y es sin duda un criterio importante para empezar a realizar el destete (al menos el consumo de 1 Kg de concentrado por ternero al día) y al finalizar el destete (consumo de 2 Kg de concentrado por ternero al día) ya que se relaciona directamente con el desarrollo del rumen. Para esto, al momento de elegir un concentrado, es importante considerar uno que contenga elementos que estimulen el consumo y el desarrollo del rumen.

c) Enfermedades: Como comentamos anteriormente, en los eventos asociados al parto, la presencia de enfermedades es inevitable, lo que sí es importante, es mantener un monitoreo de los animales y capacitación de las personas a cargo de manera constante. Como meta se propone un 25% de casos de diarrea sobre la cantidad de terneros alojados que tengan menos de 60 días, esto quiere decir que si tengo 50 terneros de menos de 60 días no deberían enfermar más de 13 casos de diarrea. En el caso de las neumonías estas no deberían superar el 15% (CUADRO 2).

Después de los 60 días de vida, las metas de enfermedades cambian, dando menos importancia a las diarreas (1 a 2% por ternero alojado) y más a las neumonías (<10%) (CUADRO 3). Si tenemos valores superiores a las metas, tenemos que evaluar cómo son nuestras medidas de higiene (utensilios de alimentación, calidad de agua, calidad de leche, etc.) y el medio ambiente donde se alojan nuestros terneros (ventilación, limpieza de camas, cercanía a fuentes de contaminación etc.)

CUADRO 3. OBJETIVOS ASOCIADOS DESPUÉS DEL DESTETE

Como conclusión si tenemos claros cuáles son los objetivos, podemos concentrar nuestros esfuerzos en mejorar nuestro proceso de crianza.
Ante cualquier duda, los profesionales del área de nutrición estaremos dispuestos a resolver sus consultas

REFERENCIAS

Rearing Healthy Calves Manual http://www.dairyaustralia.com

Pedro Melendez. 2011. Primer Manual. Crianza artificial de terneras Holstein

Daily Calf and Heifer Association Gold Standars. www.calfandheifer.org

Groover & Godden 2011. Efficacy of a new navel dip to prevent umbilical infection in dairy calves. Bovine Pract., 45 (2011), pp. 70-77