Asegurando Futuros Reemplazos
Un Enfoque Práctico en el Manejo de su Crianza

0
26

Con gran éxito se realizó el Segundo Seminario Técnico en Crianza Colun; la reunión convocó a más de 130 asistentes entre Cooperados y trabajadores a cargo de la crianza de terneras, los cuales se reunieron en el Auditorio Casa Matriz de La Unión el pasado 3 de Julio. Todas las presentaciones se enfocaron en temas prácticos, basados en experiencias e investigaciones desarrolladas por los mismos expositores, lo que tuvo una excelente recepción por parte de la audiencia.

Comenzando la serie de Charlas, la profesional Danai Bücher, quien se desempeña como Asesor Independiente en Crianza y Recría de Lechería, comenzó refiriéndose a parámetros que determinan la eficiencia en la crianza de reemplazos y los periodos improductivos que se pueden generar en el sistema, resaltando que la rentabilidad de la producción de leche no está determinada por la producción individual, ni por la vida productiva, sino por la producción por día de vida. Respecto a la crianza fue enfática en recalcar que no existe mecanismo compensatorio para resultados futuros en los reemplazos, lo que dejemos de hacer hoy se verá directamente reflejado en la primera lactancia. Entrando de lleno en su tema, la doctora Bücher se extendió en la vital importancia de la transferencia de inmunidad pasiva (TIP), proceso en el cual el ternero nace sin defensas, adquiriendo de la madre la inmunidad a través de la ingesta de calostro y absorción de inmunoglobulinas. La importancia entre la administración de un calostro de calidad y las diferencias con la leche de transición quedan demostradas en la siguiente tabla.

Tabla.- Diferencias en composición de calostro (1),
leche de transición (2 y 3) y leche.

Se mencionó que principalmente la calidad del calostro va a depender de una serie de factores tales como: Raza de la vaca; Número de partos; Número de ordeños; Periodo seco de la vaca (45-60); Nutrición, estado de salud; Época del año (Otoño-Primavera). En relación a los factores que afectan el TIP, se destacaron como más importantes los: partos distócicos, condiciones ambientales estresantes, cantidad de calostro ingerido, horas de nacido, modo de alimentación. Para que un programa de calostro sea exitoso, la primera toma debe ser antes de los 30 minutos y repetir antes de las 6 horas ocurrido el parto, además hay varias preguntas en relación al calostro que deben estar presentes al momento de iniciar el proceso, ¿cuantos litros?, ¿cuándo dar?, ¿al pie, mamadera o sonda?, ¿fresco, refrigerado o congelado?, ¿calidad? Para finalizar se dieron a conocer los efectos a largo plazo según el nivel de IgG ingerida por la ternera, sobre la ganancia diaria de peso (GDP), producción en la primera lactancia, sobrevivencia y reducción de costos veterinarios comparando diferentes razas.

En tanto, la investigadora a cargo del Centro Experimental Oromo de la Universidad de Chile, Claudia Mella, dio a conocer los aspectos relevantes en la crianza de terneras a pastoreo, el objetivo es enfrentar a las terneras a temprana edad a las condiciones medioambientales y de alimentación en las cuales se encontrarán productivamente.

Dentro de la importancia de la nutrición en las terneras, se refirió a los factores que afectan el costo y la calidad de los sustitutos lácteos, entre estos, la fuente y nivel de proteína utilizada en su formulación, así como el porcentaje de fibra presente; debemos ser capaces de reconocer un sustituto lácteo de buena calidad, que presente la menor o nula cantidad de fibra cruda. En su sistema, comenta Mella, el ingreso a la pradera es a partir de los 4 a 5 días de vida; se les mantiene concentrado iniciador, sales minerales y agua fresca. La pradera que utilizan las terneras es de uso exclusivo, sin riego de purines, baja carga parasitaria y con retiro de excedente de forraje con maquinaria. El ternero posee la capacidad de adquirir el hábito de pastoreo en forma rápida, dependiendo principalmente de la calidad y cantidad de pradera disponible, siendo su conducta de pastoreo altamente selectiva. En el sistema pastoril, las terneras duplican su peso de nacimiento a los 63 días promedio, a los 12 meses alcanzan 229 Kg y a los 15 meses llegan a pesos de 330 aprox para encaste. Es posible concluir que, es factible la crianza de terneros en base praderas tanto en Otoño como en primavera, las diferencias serán específicas en cuanto a la necesidad adicional de energía en otoño. En este sistema existe baja o nula mortalidad. Las terneras nacidas en Julio – Agosto tienden a exhibir mayores pesos al destete y pueden alcanzar sus pesos de encaste más tempranamente que aquellas nacidas en Septiembre- Noviembre, debido a una mejor utilización de la pradera.

Al iniciar la tercera presentación de la tarde, Sergio Iraira investigador de INIA mostró una serie de resultados obtenidos de numerosos ensayos. En uno de ellos, compara el comportamiento del ternero en jaula individual versus corral colectivo; concluyendo que la existencia de un compañero o grupo incentiva la actividad exploratoria, el ser menos agresivos y más juguetones a diferencia del que está en jaula individual. En otro ensayo, concluyó que el crecimiento mamario y la producción de leche disminuyen cuando las terneras reciben una dieta altamente energética entre los 3 y 10 meses. También se refirió a la detección de signos de estrés en terneros como rascarse o morder objetos, acicalamiento y enrollar la lengua. Afirma que terneros sin estrés tienen más opciones de resistir enfermedades y maximizar la eficiencia de conversión del alimento. Hay otros signos que se ven normalmente que no son producto de estrés, sino de un comportamiento restringido, como el lamer el ombligo del compañero o el morro, lo que está en directa relación al tiempo de consumo de leche. En condición natural el ternero se demora hasta 48 minutos amamantando en 7 tomas, en cambio, en el sistema convencional 6 a 8 minutos en 2 tomas.

Se refirió también a la condición ambiental ideal para terneras, en donde detalló que un ternero saludable con una adecuada ingesta de concentrado y sin corriente de aire tolera entre 0 y 20°C, ternero seco con baja ingesta de concentrado comienza a temblar a los 12°C, ternero húmedo con baja ingesta de concentrado comienza a temblar a los 19°C. Recalcó que la ventilación debe estar por sobre la altura del ternero en 1 a 1,2 mt.

Como última charla y en representación de la Subgerencia de Insumos y Servicios a Cooperados, quise transmitir la importancia que tiene la comunicación y el trabajo en equipo entre la División Comercial y los Cooperados. Permanentemente estamos desarrollando productos nuevos según las necesidades de nuestros socios, los que son sometidos constantemente a estrictos controles de calidad e inocuidad.

Es así como se aprovechó la oportunidad de presentar un producto nuevo llamado COLUSTART, calostro seco con un importante aporte de IgG (sobre 100gr por 500 gr de producto). Este producto viene a completar el completo programa nutricional de crianza con marca Colun que ya tenemos a su disposición y que son parte del uso rutinario en los campos de nuestros Cooperados. COLUSTART es recomendado para aquellos predios que necesitan garantizar, potenciar o reestablecer la inmunidad de sus terneras. Se utiliza una sola dosis antes de los 30 minutos de nacidos. La presentación es en sachet individual o en balde multidosis. Para cualquier consulta sobre este nuevo producto no dude en acercarse a nuestras Agencias Comerciales.

También, aprovechamos la instancia de dar a conocer las ventajas de usar camas de goma eva en los corrales de terneros, facilitando y haciendo más rápida la limpieza. Estas camas disminuyen notablemente las enfermedades respiratorias, puesto que no hay acumulación de amoniaco y se detectan rápidamente las diarreas por su color. La única condición para su uso es que el piso sea de cemento.

Para finalizar esta exitosa actividad se compartió un coctel de camarería, donde se aclararon diferentes dudas entre productores y los expositores. Esperamos seguir contando con vuestro apoyo y participación la cual ya nos permite soñar con la realización de un nuevo seminario el próximo año.