Manejo de Rezagos para una Conservación de Forrajes de Calidad

0
760
Manejo de Rezagos para una Conservación de Forrajes de Calidad

 La época de inicio de los rezagos, marca la época de cortes para la conservación. Es así como rezagos tempranos aseguran en gran parte forrajes de mejor calidad que rezagos tardíos, dado que el aporte nutricional de las praderas es mejor en primavera temprana.

Tasas de Crecimiento Promedio de las praderas
FIGURA 1. Tasas de Crecimiento Promedio
de las praderas monitoreadas por COLUN

Como se puede ver la pradera comienza su crecimiento la segunda quincena de Agosto y Septiembre, época en la cual deberíamos comenzar el rezago, con una proporción de hectáreas fuera de la plataforma lechera, para no disminuir la superficie de pastoreo en esos meses críticos (FIGURA 1).

Contar con una buena materia prima, es decir, pradera de un adecuado valor nutricional al momento del corte, asegura un forraje conservado satisfactorio, siempre que el proceso sea llevado a cabo adecuadamente. Esto se debe a que en el proceso normal de conservación de los forrajes se presentan pérdidas de masa vegetal y, consecuentemente, un deterioro del valor nutritivo.

MANEJO PARA PRODUCCIÓN DE ENSILAJE

a) Fertilización. 

Comparación de producción
CUADRO 1. Comparación de producción de Materia Seca, cosechada 6 semanas después de la aplicación de N en estado de bota. (Fuente: Jacobs, 2000)

Suministre nutrientes de acuerdo a la fertilidad del suelo. La fertilización estratégica en el momento del rezago permitiría asegurar no solo una mayor producción, sino también disminuir los días entre el comienzo de rezago y el corte. Esto es fundamental si queremos obtener más de un corte dentro de la acotada ventana de tiempo, y que nos permita asegurar un buen aporte nutricional de nuestra materia prima inicial.

 El Nitrógeno siempre tiene relación directa con el incremento en el rendimiento de pradera, pero dentro de ciertos rangos técnico-económicos (CUADRO 1). Es recomendable aplicar 50-70 unidades de N/ha, correspondiente a 100-150 kg Urea/ha.

b) Fechas de Inicio de Rezagos. 

Resumen Fechas de Inicio de Rezago
CUADRO 2. Resumen Fechas de
Inicio de Rezago, Fecha de Cosecha,
rendimiento de kg MS/ha y N° Bolos/ha.

Idealmente el inicio del rezago se debe planificar de acuerdo a la presencia de excedentes de forrajes. No es una fecha única, depende del sector, condiciones climáticas del año, variedad y su precocidad, carga animal, etc.

Cierres (rezagos) tempranos se permiten con praderas muy bien fertilizadas. Cosechas más tempranas permiten disponer de humedad en suelo y temperaturas adecuadas para el rebrote, lo que genera mayor crecimiento y una segunda cosecha de forrajes. El resultado de esto es mayor producción de forraje durante la temporada, con ensilajes de buena calidad. Por el contrario un cierre tardío, implica residuos más cortos, con menores producciones para obtener forraje de calidad (CUADRO 2).

c) Efectos del Rezago sobre la Calidad de la Pradera.

Efecto del estado de crecimiento de ballica
CUADRO 3. Efecto del estado de crecimiento de ballica sobre el potencial de rendimiento y calidad (Adaptado de Kaiser et al, 2004)

En la medida que se atrasa el corte para ensilaje, los rebrotes son más lentos, de menor rendimiento y calidad. Esto se debe a que una mayor cantidad de macollos pasan a estado reproductivo (espigan), utilizando sus carbohidratos de reserva, las que al ser cortadas disminuyen la densidad de la pradera, su rendimiento y persistencia de la pradera. Por lo tanto la capacidad de rebrote disminuye, por una menor reserva de carbohidratos de reserva, perdida de macollos durante la cosecha y menor disponibilidad de agua en condiciones de secano. Rezagos más largos incrementan los rendimientos, pero disminuye significativamente la calidad nutritiva del forraje conservado (Baja la energía, proteína y aumenta FDN) (CUADRO 3).

d) Estado de Crecimiento al Momento del Corte.

Resumen de muestras de ensilaje de praderas
CUADRO 4. Resumen de muestras de ensilaje de praderas enviadas a Concurso Calidad Ensilajes de COLUN durante el año 2017.

Cuando la ballica tiene más de 3 hojas debe destinarse para la confección de ensilajes, el límite de cosecha corresponde a la aparición de la primera inflorescencia para obtener un ensilaje de calidad. Aproximadamente esto considera 6 a 7 semanas de rezago, posterior a esto la calidad cae significativamente. Este estado de crecimiento permite obtener forrajes de calidad y una cantidad importante de forraje.

Del total de muestras de ensilajes enviados para concurso de Calidad Ensilajes para Bolos de COLUN durante el 2017 se resume en el CUADRO 4 con información promedio mensual, es relevante mencionar que en cosechas más tardías disminuye el aporte de proteína cruda en el ensilaje.

Extracción aproximada de nutrientes
CUADRO 5. Extracción aproximada
de nutrientes (kg/tonelada MS de pradera) cuando el forraje es cosechado.

En los resultados de los análisis de ensilajes del Concurso de Calidad de Ensilajes, los niveles de FDN en promedio no se alteran con cosechas más tardías, probablemente esto se justifique porque las muestras enviadas al concurso de Ensilaje corresponden a los mejores bolos de los predios concursantes y que coincidentemente tendrían residuos cortos.

Importante es considerar la alta extracción de Potasio en los forrajes conservados. Esto debe ser considerado al momento de rezagar y de fertilización posterior al corte (CUADRO 5).

En resumen, la recomendación seria rezagar lo más temprano posible, saltarse los potreros de pastoreo cuando la ballica tiene más de 3 hojas y destinarlos a cosecha de ensilaje. Al momento de cosechar la pradera no debe tener más que una inflorescencia (en todo el potrero) y no exceder más de 6 a 7 semanas el periodo de rezago. Esto permite disponer de forraje de buena calidad que asegure una buena producción de leche en los periodos que no se dispone de suficiente pradera para pastorear.